meatrevoconmipiel

Día 7: Día de spa para tus uñas

Gold-collagen

Escuchas la palabra spa y no puedes evitar derretirte. Tómate un tiempo para darte un capricho. Pasa un poco de tiempo cuidando tus uñas. No siempre pasamos mucho tiempo con nuestras uñas. Solo nos ponemos un poco de esmalte de uñas que combina con nuestra ropa, pero necesitas profundizar en el cuidado de tus uñas. Disfruta de una manicura en la que pulirán tus uñas para que estén lisas, masajearán tus dedos con aceites hidratantes, y le pondrán una buena capa de esmalte de uñas.

Si la manicura te parece una actividad cara, no hay nada de malo con hacerla en casa, ya que te permite familiarizarte con tus uñas y las uñas de todos son diferentes, pueden ser frágiles, irregulares o incluso secas. Aquí están los pasos para hacerte tu propia manicura:

  1. Quita cualquier esmalte de uñas que tengas. Queremos empezar con una superficie limpia.
  2. Si tu quitaesmalte es muy fuerte, limpia y seca las manos después de usarlo.
  3. Puedes pulir ligeramente la superficie de tus uñas; esto hará que estén lisas. Usa protector de uñas, para darles un brillo extra, si no tienes, puedes usar un algodón suave con aceite de almendra y frotar suavemente tus uñas de lado a lado.
  4. A continuación, si tienes uñeros que necesitan ser recortados, córtalos. Y empieza a limar las uñas una a una de forma redonda o más recta.
  5. Enjuaga rápidamente tus uñas para deshacerte de todo el polvo que ha salido al limarlas.
  6. Te recomendamos una base de uñas con nutrientes que pueden ayudar a rejuvenecer tus uñas y que sea transpirable.
  7. Una vez que la base esté seca, puedes aplicar el magnífico esmalte de uñas. Dependiendo del grosor, es posible que necesites una segunda capa para obtener un color uniforme. Asegúrate de esperar entre 3 y 5 minutos para que se seque la primera capa. Todos hemos estado allí, donde comenzamos con impaciencia una segunda capa y nos damos cuenta de que la primera aún no estaba completamente seca.
  8. Una vez que ambas capas estén terminadas y secas, para un aspecto más duradero y brillante, añade una última capa superior transparente. Para ayudar a sellar el color y agregar un poco de protección contra golpes y rasguños.
  9. ¿Listo? No, no todavía. Una vez que esté todo seco es el momento de trabajar las cutículas. Pon un poco de aceite en la parte superior de cada uña y masajéala muy suavemente.