meatrevoconmipiel

Día 4: ¡Exfoliación, Exfoliación, Exfoliación!

Gold-collagen

La exfoliación es una parte muy importante de nuestra rutina de belleza. Tienes que exfoliarte para sacar las pieles muertas y dar paso a una piel suave y con una apariencia brillante y saludable. Esto también ayudará a activar tu circulación y a la regeneración natural de las células de tu piel.

Los exfoliantes no deberían ser caros y son fáciles de hacer en casa. Descubre a continuación 3 maneras de realizar exfoliantes caseros:


  1. Exfoliante de coco y azúcar granulado: ideal para una piel más suave

¼ - ½ taza de azúcar granulado

½ taza de aceite de coco

Mezclar los ingredientes hasta obtener una pasta gruesa. Aplicar sobre la piel limpia y masajear durante 1-2 minutos. Enjuagar.


  1. Exfoliante corporal de azúcar de plátano: fantástico para conseguir una piel hidratada

1 plátano maduro

3 cucharadas de azúcar granulado y ¼ cucharadita de extracto de vainilla o tu aceite esencial favorito

Mezcla los ingredientes y masajea suavemente la mezcla en tu cara.


  1. Exfoliación con azúcar o sal cítrica: increíble para la piel energizada

½ taza de sal marina

½ taza de aceite (almendra, oliva, jojoba)

1 cucharadita de cítricos (limón, lima, naranja, pomelo)

Mezclar los ingredientes juntos. Frotar sobre la piel mientras te duchas y enjuagar.


Nos preocupamos mucho por como está nuestra piel, por eso tenemos que preocuparnos en los productos que ponemos en la piel. Los pinceles de maquillaje, por ejemplo, tienen restos de maquillaje viejo y bacterias, por lo que debemos limpiarlos. Fíjate en las instrucciones sobre cómo limpiarlos antes de tirar las cajas, en la mayoría de los casos, sugieren que se limpien con agua tibia. Hazlo hasta que veas que el agua está relativamente clara otra vez.

No sobrecargues tu piel de tratamientos. El día que te exfolies el cuerpo o la cara, no uses tóner, ya que puede tener un efecto contrario. Haz cada día un tratamiento diferente para evitar problemas en el futuro.